Cine en Casa

Fotografías de la evolución del equipo HC (2002-actualidad)
 

Actualizado: 29/01/2017

Evolución en Audio

Desde siempre me ha gustado la electrónica en general, y el mundo del sonido en particular. Desde muy pequeño, y probablemente influenciado por la profesión de mi padre, siempre anduve entre televisiones y equipos de sonido y con solo 3 años manejaba perfectamente un magnetofón de cinta, ponía vinilos en el tocadiscos de casa o decía a mi padre si un televisor se iba de sincronismo vertical u horizontal.

De hecho, mi primera clase práctica sobre potencia, corriente y diferencia de potencial data de 1973, cuando mi "afán de investigación" me llevó a enchufarme voluntariamente un prolongador de cable en la palma de la mano para ver que ocurría (obvio decir que el otro extremo del cable estaba conectado a la red de mi casa) Lo que ocurrió es que estuve a punto de irme para el otro barrio y que aún hoy, casi 40 años después tengo el recuerdo claro y permanente en la palma de mi mano derecha en forma de 2 perfectas quemaduras que me hizo la clavija de marras.

Pero quizá el primer intento de mejorar el sonido de algo se remonte a 1983, cuando, con ayuda de mi padre, monté un pequeño amplificador de sonido con un único altavoz de 2" que conectado a la salida de línea de mi ZX Spectrum de 48 Kb y gracias a un potenciómetro que hacía las veces de control de volumen, conseguía extraer algo más del precario sonido que tenía ese ordenador. El pequeño amplificador se alimentaba con una pila de 6V compuesta de 5 células de 1,2V de NiCd y que recargaba de vez en cuando con un cargador casero.

Ya más adelante, en 1985, me hice mi primer "equipo estéreo". Lo entrecomillo porque no sabría si considerarlo como tal. Estaba compuesto de dos módulos (realizados en madera de balsa de 5 mm, mecanizados por mí y pintados en negro) Uno de los módulos albergaba la fuente de alimentación, de realización propia y basándome en un circuito que alguien me dio en su momento. La fuente entregaba un máximo de 10A a 12V, más que suficientes para mover toda la cacharrería. El otro módulo hacía las labores de "fuente, previo y amplificación" Utilicé para ello un radiocasete de coche Sharp y un ecualizador/amplificador de 60W/canal y 9 bandas también de coche. Los altavoces los confié también a un diseño propio utilizando como bafles unas cajas de munición de volumen considerable. Adquirí unos filtros de 3 vías y me hice con 3 pares de altavoces de 7" para los graves, 4" pulgadas para los medios y un par de tweeter de pasta de papel. Por supuesto que no se hicieron cálculos de ningún tipo, simplemente mecanicé las cajas como Dios me dio a entender, soldé los altavoces a las salidas del filtro, puso dos conectores y cerré las cajas, no sin antes recubrirlas de goma espuma por la parte interior.

¿El resultado? Bueno, potencia había y graves daba, que era lo que más me gustaba por aquellos entonces, pero el soplido de fondo que metía el ecualizador era terrible y no se podía escuchar nada a bajo volumen. Eso sin contar el lloro de las cintas, los atascos, etc. Aquello era muy tosco pero lo había hecho yo íntegramente, me había divertido mucho y lo estuve utilizando bastante tiempo con el alucine de mis amigos, que no eran tan "mañosos" como yo. Incluso este equipo fue el encargado de amenizar una fiesta de fin de año, allá por las Navidades de 1985

Y así estuve varios años, hasta que en 1987 por mi 18 cumpleaños, mis padres me regalaron una minicadena Amstrad con reproductor de CD´s y doble platina de cassette, que por aquella época empezaban a bajar de precio. Con la minicadena, además de entrar en la era del sonido digital, gané muchos enteros en calidad de música, aunque perdí potencia ya que no daba más de 10W por canal.

La minicadena sufrió  varios "tuneos" de altavoces, luces varias, etc hasta que pasó a labores solo de fuente/previo tras la incorporación en 1990 gracias a un regalo de mi Tío, de un sintoamplificador Hobble HF 260 E que daba la "escalofriante" cifra de 35W/canal gracias a sus potentes aunque poco lineales transistores 2N-3055. Aún a día de hoy conservo este amplificador, más por nostalgia que por otra cosa ya que no se usa. Su sonido sigue siendo "peculiar"

Obviamente, las pequeñas cajitas de plástico de la cadena Amstrad no podían digerir semejante cantidad de potencia así que compré (esta vez si) en una tienda de electrónica un par de cajas "de verdad" de 3 vías y de calidad razonable de marca "vaya usted a saber" Por fin aquello empezaba a sonar "bien", con poco ruido de fondo, sonido equilibrado y la "calidad" que aportaba el CD.

En 1993, el CD de la minicadena Amstrad empezó a dar muestras de cansancio y a no leer muchos discos así que tuvo que ser sustituido por un magnífico reproductor de CD Philips CD 692 que aún a día de hoy forma parte de uno de mis equipos estéreo. Más adelante, en 1994 y aprovechando mi primer trabajo, completé el CD con una doble platina también de Philips totalmente electrónica, con Dolby B/C, auto reverse, grabación sincronizada, búsqueda de canciones... Una verdadera maravilla.

Para finalizar el equipo estéreo, incorporé unas cajas Rosound-Philips con Woofer de 8" que también "tuneé" (cambio de filtros y mejoras interiores) y que aun conservo y un plato Garrard con carga automática de discos que me dio un amigo de mis padres y que ha sido hasta la fecha la primera y última incursión en el mundo de los vinilos.

Este equipo estéreo ha estado conmigo operativo (aún conservo algunos elementos) hasta el año 2004, dónde empezó a ser sustituido por componentes de sistemas multicanal.

Evolución en Video

_______________________Comienzos

Bueno, pues mis primeros pinitos para intentar mejorar el sonido que salía de una TV comenzaron allá por 1990 cuando en mi pequeña habitación en casa de mis padres tenía conectado un video VHS Sanyo mono y de 2 cabezales y una TV de 14" Sonitron al amplificador estéreo Hobble con 2 cajas colgados del techo de procedencia Rosound-Philips. Aquello sonaba regular (y en mono aunque el ampli fuera estéreo), pero mejoraba en mucho la calidad del altavoz de la TV y las películas de acción se vivían con "más intensidad".

Después, ya en mi casa actual en 1998 compramos una Sony KV29C3E de 29" 4:3 100 Hz y un video VHS estéreo 6 cabezales, un Thomson VPH 6751. Todo ello conectado de nuevo al mismo ampli estéreo y las cajas que aún poseo. Corría el año 1998 y cuando poníamos una película VHS "Stereo HiFi", la calidad de sonido empezaba a ser aceptable

____________________________2000

En el año 2000 compré mi primer DVD, un Samsung que solo leía DVD, VCD y CD´s originales. Y pude ver mi primera película que compré en este formato. "Sexto Sentido". El DVD Samsung costó unas 55.000 ptas de la época, y ya se consideraba un buen precio, ya que empezaban a bajar rápidamente.

____________________________2001

En seguida me entró el gusanillo del audio multicanal, y los equipos disminuían su precio rápidamente también así que a principios de 2001 compré mi primer amplificador multicanal. Un receptor JVC RX601R que incluía 5 satélites y el subwoofer (que mantuve más tiempo) Decodificaba Dolby Digital 5.1, DTS y Dolby Prologic. Aquello significó la entrada real en el mundillo del Home Cinema, y significó igualmente el colocar altavoces y tirar cables por todo el salón de mi casa, con el consiguiente cabreo de mi mujer.

____________________________2002

En el año 2002, poco antes de nacer mi primer hijo, compramos nuestra primera cámara digital y rápido vimos las posibilidades de ver nuestras fotos en la TV. Pero eso significaba que el DVD tenía que leer al menos CD-R y mi Samsung no los leía. Así que llegó el momento de jubilarlo y hacerse con un Sony DVP-NS305-S que ya tenía lectura de archivos de música en MP3, y de discos CD-R y DVD+R. Con este reproductor pude hacer videos en MPEG2 en los que incluía las fotos que hacía con la cámara digital

Pronto se quedaron cortos los altavoces satélites que venían con el equipo JVC y decidí dar el cambio a algo de más calidad. Así que en 2002 compré el conjunto Eltax Universe formado por 2 columnas, un central y dos monitores de madera. La calidad de sonido, sin ser ni mucho menos excepcional, mejoraba en mucho a los satélites del JVC y su relación calidad/precio era muy buena. La ubicación en el salón fue complicada y de hecho no aprovechaba todas las características del equipo de sonido pero bueno, era lo que había...

_____________________________2003

En abril de 2003 hicimos la buhardilla de casa, con la intención de subir todo el equipo de HC y poder disfrutar de una sala dedicada. Pero como tampoco queríamos perder la versatilidad de la TV en el salón, tuvimos que duplicar algunas cosas. Fue entonces cuando compramos una estupenda Loewe Aventos 3781 ZW de 32" que poseía una calidad increíble para ver contenido SD. Además, compramos un DVD barato para tenerlo en el salón, un Boman DM-2050. Leía JPEG, MP3, DVD+R/-R, CD-R,... El DVD Sony, el JVC y el conjunto de cajas Eltax pasó a la buhardilla.

_____________________________2005

Así disfruté de cine en casa durante un buen período de tiempo en el que dejé tranquila a la economía familiar. Pero como todo en esta vida, lo bueno se acaba y en enero de 2005 empecé a elucubrar de nuevo... Nunca me gustó el sonido del central Eltax Universe así que compré un B&W LCR3. El sonido mejoró muchísimo, nada que ver, pero aún notaba que se podía ir un paso más allá. Fue el momento de jubilar mi ampli JVC que tan buen servicio me había dado durante 4 años. Compré un Denon AVR 1705, que ya decodificaba los nuevos formatos que aparecían en el mercado como DD-Ex, DTS-ES y Dolby Prologic II. Era un amplificador de gama básica pero de una buena marca de sonido y aún hoy sigo encantado con él, aunque ya hace solo labores de estéreo en el segundo equipo del salón.

Siguiendo con la obsesiva (y absurda) persecución de mejora del sonido, fui reemplazando las cajas Eltax poco a poco. Lo primero fue el central, como ya comenté, cambiándolo por un B&W LCR3. A los pocos meses "cayeron" los  frontales, que fueron sustituidos por unas excelentes B&W DM601 S3 cuyo sonido y estética me encantaban. Al poco, aprovechando una segunda mano en Internet, cambié de nuevo el central B&W por uno de una serie superior, un increíble B&W LCR600 que hacía que los diálogos de las películas sonaran de fábula. Y ya, a principios de 2006 compré los monitores más grandes de la serie 600 de B&W. Unos espectaculares B&W DM 602 S3 que pasaron a ser los frontales de la instalación, dejando a los 601 como cajas surround.

_____________________________2006

En la parte de audio, estaba plenamente satisfecho, pero en video notaba que las 32" de la Loewe, aunque tenían mucha calidad, se me estaban quedando cortas de tamaño. Nunca me ha gustado, y sigo sin gustarme las tecnología LCD/LED y los plasmas eran caros por aquella época.  Además, había que dar un salto cualitativo en sensación de cine. Así que, si quería más diagonal de pantalla tenía que ir a por un proyector. Bueno, pues para que esperar más ¿no? Aprovechando que los precios de estos dispositivos ya estaban en valores aceptables, en marzo de 2006 compré un Optoma H27 con su correspondiente pantalla de proyección (una Projecta SlimScreen de 78").

Y entonces, el concepto de "Cine en Casa" tomo una nueva dimensión... Pero ahí no acabó la cosa, porque un dispositivo de gran diagonal necesita un reproductor a la altura, y mi Sony empezaba a mostrar sus carencias así que era el momento de relegarlo a un segundo plano. En mayo de 2006 me compré un Denon DVD 1920, un buen reproductor multiformato con una implementación HDMI más que decente para su precio con el que mejoré espectacularmente la calidad de video en el proyector

En junio de 2006 compramos un TDT Siemens M340T EPG para iniciarnos en el mundo de la Televisión Digital Terrestre pero la verdad es que, salvo una cierta mejora en calidad en algunos casos en CRT (más notable en el caso de usar el proyector), poco aportaba en su momento esta nueva tecnología.

En octubre de 2006 decidí sustituir mi subwoofer JVC por un Rel QUAKE. La mejora en extensión y profundidad de los graves fue bestial, y eso que hablamos de un sub con cono de 8" y solo 100W de potencia, pero con una calidad increíble que hace que sea capaz de bajar hasta los 23 Hz. Estas frecuencias ya no se oyen, sino que se "sienten" en el estómago. Además, compré un excelente amplificador Denon AVR 2807, con capacidades de desentrelazado y conversión a HDMI de cualquier señal analógica de video, con lo que con un solo cable hasta el proyector, podía llevar cualquier señal. Además, disponía del afamado sistema de ecualización paramétrica Audyssey Multi EQ XT que ayudaba mucho en la adecuación de la respuesta de los altavoces según el tipo de sala disponible. Sus 140W por canal sobre 6 ohmios eran capaces de llenar con mucha más eficiencia mi zona de escucha y de soportar las variaciones de la caprichosa curva de impedancia de las B&W

En diciembre de 2006, y movido por esta fiebre absurda que tenemos los que nos dedicamos a esta afición, decidí vender mi amada serie 600 de B&W para dar un salto cualitativo importante. Adquirí un conjunto 5.0 de la marca HiVi Swans, en particular el modelo Diva 5.2 HT. La mejora acústica en estéreo fue impresionante y en cine también notable, aunque algo menos.

También por esta época, decidí proteger el proyector frente a apagones inesperados (muy perjudiciales para la lámpara). Por muy poco dinero, pude hacerme con una SAI Trust de 750 VA que tenía potencia suficiente para apagar controladamente la lámpara en caso de necesidad. Más adelante la sustituí por una de la misma marca pero de 1000 VA, dejando la de 750 VA para el HTPC

_____________________________2007

Como regalo de cumpleaños, en abril de 2007 me hice con una etapa de potencia de audio profesional de la marca Behringer, el modelo A500, un cacharrito que daba 150W en estéreo a 8 ohmios,  230W en estéreo a 4 ohmios, y 500W si se conmutaba a mono. Con esta adquisición, los graves de las Diva se mostraron algo más redondos y profundos, y además, descargué de trabajo al Denon AVR 2807, ya que solo se tenía que encargar de amplificar los altavoces central y traseros del conjunto.

En noviembre de 2007 sustituí mi querido REL Quake por un BK Monolith DF, un subwoofer de 300W (600W de pico), cono de 12", casi 50 Kg de peso y dimensiones descomunales. Llega a tener respuestas en sala de 15 Hz, algo que no todos los sub´s consiguen. Creo definitivamente que he llegado al tope en el tema subwoofers durante mucho tiempo. Las sensaciones son ahora realmente increíbles. El Monolith es un "machaca-cráneos" impactante.

Como no terminaba de estar a gusto con la respuesta en graves de mi sala, opté (por recomendación de muchos) a comprarme un ecualizador paramétrico (Behringer Ultracurve DEQ 2496) con el que por fin he conseguido domar unos picos terribles que tenía por debajo de los 300 Hz. La verdad es que hay que echarle unas cuantas horas para sacarle provecho al cacharrito pero los resultados son fabulosos (ver gráficas) y la mejora en el sonido muy, muy notable. Altamente recomendable para el precio que tiene. Ahora mismo tengo una respuesta en frecuencia entre 20-20000 Hz de +-3dB, lo cual no está nada mal.

_____________________________2008


Y finalizó el año 2007 con bastante calma (como ya me había propuesto) y empezó el 2008 apostando fuerte (como, sinceramente, no tenía previsto) Así, en enero de 2008, y casi sin planteármelo, cambié mi Optoma por un BenQ W5000, uno de los primeros proyectores FullHD que salieron al mercado a precio "asequible". De esta manera, y algo antes de lo previsto (la idea era hacerlo a finales del 2008), entraba en el mundo de la HD por la puerta grande. Pero claro, semejante bestia había que darla de comer correctamente así que me agencié casi a precio de saldo un reproductor Toshiba HD EP-30 aún sabiendo que era el formato perdedor en esta absurda guerra entre Sony y Toshiba y que se decantó en marzo a favor del primero. De esta forma pude visualizar en mi casa las primeras imágenes FullHD de verdad, algo realmente espectacular aunque durante un tiempo seguí visionando los más de 300 títulos que tenía en DVD

Para aprovechar mejor las capacidades de la HD, en marzo de 2008 cambié la pantalla de proyección de 78" (170 cm de base) que tenía por una CommTec ElectricMaster de 92" (203 cm de base) por lo que ahora visualizo esa pantalla desde 3,2m con una inmersión en la película más que aceptable. El que fuera eléctrica es una "licencia" que me permití por comodidad y para evitar en la medida de lo posible la aparición de arrugas.

En agosto de 2008 adquirí una Sony PS3 exclusivamente como lector de Blu-Ray. El concepto de comprar una videoconsola como lector de BD no es algo que me apasionara pero visto el panorama de lectores dedicados a precio razonable que había, solo la PS3 me aportaba el forzado del modo a 24fps que es fundamental para mí. Eso y sus posibilidades de actualización así como su funcionamiento como "mediacenter" decantaron la compra definitivamente. No obstante, tengo muy claro que no será mi reproductor de BD definitivo y espero cambiarlo en el plazo de 1 a 2 años.

También en agosto de 2008 me hice con una excelente etapa de potencia de 5 canales de origen chino. Una Cayin D1205.1A comprada de segunda mano a buen precio. Un monstruo con 5 transformadores toroidales, 30 Kg de peso, 120W/canal sobre 8 ohmios y 230W/canal sobre 4 ohmios. Permitía ser puenteada consiguiendo una increíble configuración en 3 canales de 2x320W + 1x120W de potencia. Con esta etapa, el Denon se quedó para labores exclusivas de previo (decodificación y ecualización) y de la amplificación de los canales se encargaba la Cayin

En septiembre de 2008 quería conseguir tener música de cierta calidad en el segundo equipo, además de un poco de más nitidez a la hora de escuchar películas y me hice con un par de excelentes Audio Pro Image 12 que además de ser preciosas y con una terminación de lujo, ofrecen un sonido increíble para su reducidísimo tamaño. Un sub de apoyo les vendría fenomenal, eso es cierto, pero para el uso que se les da estoy más que satisfecho con ellas.

_____________________________2009

En septiembre de 2009 cambié el central 4.2C por el mismo de la marca, pero de mayor tamaño, Diva 5.2C obteniendo mayor presencia y focalización de los diálogos en las películas. Esta es la única inversión en HC que haría en el año 2009.

_____________________________2010

En octubre de 2010 y no sin muchas dudas, vendí mi excelente Loewe CRT (por una auténtica miseria) y me hice con un plasma Panasonic TX42G20. ¿Por qué? Bueno, pues por un lado parece que la emisión en alta definición de los canales televisivos está implantándose más rápidamente de lo esperado (y con menor calidad, todo sea dicho) y además, las capacidades de conexión vía DLNA de las nuevas TV brindan unas posibilidades increíbles para tener disponibles toda tu colección de fotos, música y vídeo a golpe de mando a distancia a través de un servidor media center.

La compra de la Panasonic G20 se realizó con vista a poder utilizarla como cliente DLNA para acceder a todo el contenido multimedia de mi HTPC. No obstante, es la PS3 la que mejor trabaja como cliente DLNA así que decidí instalarla en mi segundo equipo y de paso dispongo de un excelente reproductor de discos Blu-Ray en el salón. Obviamente, tuve que adquirir un nuevo reproductor y en noviembre de 2010 me decidí por una oferta que había del que fue uno de los mejores BD´s en relación calidad/precio como el Sony BDP-S760 que en mi caso tenía 3 claras ventajas: un menú virtualmente idéntico al de la PS3 que sustituye, el forzado a 24p (muy pocos lo llevan) y salidas analógicas decodificadas, lo que hacía que pudiera de nuevo intentar acercarme a los audios en alta definición sin necesidad de comprar un amplificador nuevo.

_____________________________2011

En mayo de 2011 vendí la PS3 ya que realmente la estaba infrautilizando. Para compensar el uso que la daba, compré un WD Live TV que conectándolo vía PLC al HTPC me daba acceso a todas mis bibliotecas de fotos, audio y video de una manera más fiable que la PS3. Además, el WD consumía menos, no se calentaba y reproducía mejor el contenido multimedia.

También en mayo de 2011 compré un colorímetro Xrite Eye One Display LT para iniciarme (lo tenía un pelín olvidado) en el mundo de la calibración de dispositivos de video. Nada, otra manera de enredar en esta afición. Los resultados al calibrar un plasma o proyector son muy notables y relativamente fáciles de conseguir.

En diciembre de 2011 se presentó la oportunidad de adquirir un proyector Sony VPL-HW20 que sustituyó a mi querido BenQ W5000 que tan buenos ratos nos hizo pasar a toda la familia durante 4 años. No era un cambio necesario ni mucho menos pero gané en nivel de negro, colorimetría y suavidad en la imagen además de ser más silencioso que el BenQ

_____________________________2012

Contra todo pronóstico, en febrero de 2012 surgió la posibilidad de adquirir unas fantásticas cajas a precio de derribo. Unas HiVi Swans F2.2F, cajas imponentes, majestuosas, con un acabado de lujo y un sonido delicioso. Quizá fue este el cambio más inesperado de todos los que realicé hasta la fecha, porque mis Diva 5.2F me satisfacían plenamente, pero hay oportunidades que son difíciles dejar escapar, y creo que estas cajas eran una de esas oportunidades. Los que me conocen, se reían cuando lo decía, pero creí que por fin había encontrado "mis cajas" o al menos, "mi sonido". Lamentablemente, ellos llevaban razón...

_____________________________2013

En junio de 2013 me decidí a cambiar los altavoces traseros, que ya estaban pidiendo auxilio (unos Vintage con más de 25 años a sus espaldas) y adquirí unos económicos Behringer B2031P, unos monitores de estudio muy lineales. Aunque no estaba previsto, las pruebas como traseros fueron tan satisfactorias que me dispuse a probarlos como altavoces delanteros y apoyarlos con el subwoofer. El resultado fue magnífico, tanto es así que con todo el dolor de mi corazón puse a la venta las HiVi F2 y estoy disfrutando del sonido 'Pro' y sufriendo a partes iguales la estética 'Pro'. Desde entonces, mi conjunto 5.1 está formado por 4xB2031P (canales frontales y traseros) y 2xB2030P con ciertas modificaciones para que hagan labores de canal central. El salto que he experimentado en estéreo es impresionante (¡¡ oír para creer !!) y en multicanal más que notable

En agosto de 2013 y dado que el cambio de las cajas HiVi a las Behringer fue bastante "rentable" decidí cambiar mi Denon AVR 2807 por su hermano mayor, un Denon AVR 4311 que llevaba tiempo detrás de él y que me llamaba mucho la atención por su sistema de calibración Audyssey MultiEQ XT32 además de una sección de amplificación bastante digna y mil chorradas que podía ser interesante el jugar con ellas

En octubre de 2013, aprovechando una segunda mano, pude hacerme con otra unidad de BK Monolith para experimentar con sistemas multisub y buscar aún más SPL y linealidad previa a la ecualización. Ahora mismo el canal LFE de mi sistema es capaz de entregar 600W contínuos y 1.200W de pico, con frecuencias que bajan claramente de los 18 Hz y SPL que pasan los 115 dB en punto de escucha. Algo realmente atronador. En estéreo, tras un buen posicionamiento de los sub y posterior ajuste y ecualización, he conseguido un grave preciso, muy controlado y extremadamente potente que me tiene, a día de hoy, absolutamente satisfecho.

En diciembre de 2013, tuve el privilegio de desembalar un excelente CD Meridian 507 que llevaba en su caja original más de 10 años sin ni siquiera haber sido abierto por su dueño. Una joya de construcción exquisita que automáticamente pasó a formar parte de mi equipo principal a coste cero.

_____________________________2014

En febrero de 2014, y como la mayoría de las veces en mi hobby, gracias a una segunda mano, pude hacerme con un proyector JVC DLA-RS45 con la idea de encontrar ese suelo de negro que nunca me terminó de dar mi anterior Sony. Como no hay un proyector definitivo, el nivel de negro que obtengo ahora en mi sala es prácticamente perfecto pero echo en falta cierta naturalidad que tenía mi anterior Sony y que aún no he obtenido en el JVC ¿Lo conseguiré algún día...? Con el JVC, venía "de regalo" un Darbee Darblet DVP-5000, un gadget que creo que no vale lo que cuesta pero que siendo "regalado" aporta un plus de nitidez al proyector bastante interesante sin aumentar su nivel de ruido (aunque sinceramente, tampoco hace mucho más que un buen filtro de nitidez que se pueda implementar en el HTPC)

En abril de 2014, y dado que el consumo del nuevo JVC era más elevado que el de mi anterior Sony, decidí actualizar mis SAI´s adquiriendo una más robusta Salicru SPS 1000 SOHO+ para poder aguantar el tirón en caso de un eventual corte de suministro eléctrico en la sala. Del HTPC se sigue encargando una más modesta Salicru SPS One 700 cuya batería acaba de ser reemplazada después de 2 años de funcionamiento.

También en estas fechas me llegó mi nueva sonda de calibración de video Xrite Display 3 "Pro" calibrada además por una empresa norteamericana especializada, lo que le da un plus de exactitud al ya buen nivel original de la propia sonda. Gracias a esta sonda, por fin pude meter en vereda al JVC (que no me tenía muy contento hasta la fecha) y ahora si que estoy disfrutando de una calidad de imagen pasmosa que me tiene absolutamente encantado.

_____________________________2015

En enero de 2015, los Reyes de Oriente aparecieron con una nueva pantalla de proyección. Una Seemax Picturesque Tension de 100" (2,21m de base) eléctrica y tensionada con tela gris "High Contrast" y ganancia 0,8 que me proporciona un nivel de negro más puro, una menor contaminacion por la luz residual de la sala y un contraste de la imagen mayor, además de ampliar en 8" mi anterior pantalla, y eso es mucho cuando visionas desde unos escasos 3m

En noviembre de 2015, y después de muchos años usando soportes HUM para las cajas que me hacía yo mismo, me decidí por la compra de 4 soportes Norstone. Los Stylum 2 de 60 cm de altura para las cajas delanteras y los Stylum 3 de 80 cm de altura para las cajas de efectos. De esta forma, homogenizo todos los soportes y gano en estética (la funcionalidad de los altavoces HUM era ya perfecta). Un pequeño capricho que no ha supuesto un gran desembolso económico.

_____________________________2016

En enero de 2016, y debido a que mi anterior BD Sony S760 ha dicho "basta" (muy mal resultado este Sony), he adquirido un Panasonic DMP-BDT700, el buque Insignia de Panasonic en el año 2015 aprovechando una buena oferta "online". Todas las críticas leídas tanto de revistas especializadas como de usuarios lo posicionan como de los mejores en calidad de imagen y sonido independientemente del precio. Habrá que ver en los próximos días si es tan bueno como dicen.

En febrero de 2016, y debido a.... Realmente debido a nada, debido a que la carne es débil y a veces (solo a veces) cometemos locuras, se me pasó por la cabeza cambiar de proyector, estando como estaba muy satisfecho del JVC RS45 que tras calibrarlo como Dios manda, me estaba dando solo satisfacciones. Pero la tecnología evoluciona, y empiezas a notar carencias dónde objetivamente no las hay así que, no sin unas cuantas noche sin dormir, decidí dar el salto a un excelente JVC DLA X7000, proyector que se podría considerar definitivo para la visualización de contenidos en FullHD y que se adentra con ciertas garantías en el incipiente mundo del 4K ya que incluye soporte HDR y BT2020

En agosto de 2016 recuperé de "entre los muertos" mi plato Garrard Synchro-Lab 65B del año 1974 que disfruté en los 80 y 90 y que llevaba ya más de 10 años en el dique seco. Lo desarmé, engrasé, barnicé, cambié los viejos conectores DIN por unos RCA, recableé interiormente y le puse una cápsula y aguja nueva de nivel básico (una Shure M44-7). Estoy volviendo a disfrutar del sonido "vinílico" de mis antiguos discos de POP/ROCK y de más de un centenar de música clásica que me ha cedido la dueña original del plato (¡¡¡ Gracias, Gunda !!!)

¡¡ Malditas Navidades !!. Cuando más estable me encontraba, una oferta irresistible en diciembre de 2016 se cruzó en mi camino y no pude hacer nada para darme de bruces contra ella. Acabo de adquirir un Panasonic DMP UB700 en sustitución al fantástico hermano gemelo BDT700 que he podido disfrutar un año escaso. Lo cierto es que por muy poco dinero, he hecho un "update" de la fuente de video para empezar a dar mis primeros pasos en el complicado (de momento) mundo de la UHD.

_____________________________2017

Para solucionar el mal hacer de JVC con la visualización de contenido HDR, he tenido que adquirir un HD Fury Integral, un cacharrito que básicamente lo que hace es crear un EDID particularizado para que, por ejemplo, a un dispositivo SDR se le pueda pasar el gammut ampliado BT2020 y así poder disfrutar de todo el color que aporta el nuevo formato junto con el mapeo de HDR a SDR que hace el Panasonic UB700. Pequeños trucos para poder ver dignamente en un proyector un UHD-HDR que de otra forma sería menos satisfactorio. 


Cables utilizados

Muchos de los cables que utilizo los suelo hacer yo comprando componentes de buena calidad. Obtengo así resultados al nivel de los mejores cables del mercado por un precio irrisorio. Solo hace falta un poco de maña, un soldador, y un ratillo libre.

La verdad es que después de probar bastantes combinaciones, he llegado a la conclusión de que para conexiones amplificador/cajas no hay que gastarse mucho dinero para potencias que ronden los 100-150W RMS canal. He estado 2 años utilizando cable libre de oxígeno de 2,5 mm2 de sección de no más de 1€/m con resultados plenamente satisfactorios. Desde Diciembre de 2006 utilizo uno de 4 mm2 para los frontales y central, con los mismos buenos resultados. En conexiones digitales de audio tampoco he encontrado diferencias entre cables medios y "super-cables". Unos buenos cables coaxiales blindados cumplen sobradamente como soporte tanto para sonido digital como analógico de interconexión. Y para conexiones ópticas de sonido utilizo cables medios de precio contenido

Antes, con el video analógico, si que era importante disponer de un buen cable que transmitiera la señal pero en la actualidad desde que la transmisión de video digital se ha estandarizado, un cable HDMI será suficiente siempre que no produzca artefactos, macrobloques o cortes de transmisión de video. A partir de ahí, con un cable mejor solo tirarás el dinero en mi opinión En la actualidad uso cables HDMI de hasta 20m de marca generalista que cumplen sobradamente su cometido y siempre a precios económicos, llegando ya a transmitir 4K@24Hz a 12 bits en 4:2:0 sin problemas. Para las nuevas exigencias de ancho de banda impuestas por el nuevo formato UHD, mi solución ha sido acercar el reproductor al proyector y utilizar cables generalistas de longitudes menores de 5m que soportan sin problema 4K@60Hz 4:4:4 y 12 bits de profundidad de color. 

Equipos auxiliares

Aunque el equipo principal de la casa es el que describo más abajo, tengo además otros equipos auxiliares que me sirven de mini zonas de audio y video distribuidas por toda la casa. Entre estos conjuntos cabe destacar:

Para escuchar algo de música, jugar con las consolas, ver TV, o una película de DVD o algo de HD con excelente calidad y nos de pereza encender el proyector.

- TV Plasma Panasonic TX42G20 (contento con ella. Relación calidad/precio imbatible)
- Philips BDP 5000 series (un Blue Ray que cumple a precio de derribo)
- Sony PS2 Two Slim + Swap Magic (me sigue valiendo para "matar marcianos")
- WD Live TV (utilizado como cliente de red para acceder al contenido multimedia del HTPC)
- Nintendo Wii + Wii Fit + Wasabi DX  (increíblemente divertida y familiar)
- Disco Duro LaCie 320 Gb (para grabar contenidos desde la propia Panasonic G20)
- Ampli Denon AVR 1705 (haciendo labores de amplificación estéreo)
- CD Marantz 5001 (discreto y elegante, bien terminado y con CDText y lectura de MP3 )
- Cajas Audio Pro Image 12 (Dos pequeñinas de acabado increíble y sonido sobresaliente)


Para dormirse en la cama viendo "tele basura"

  - TV LCD Samsung 27" (No se ve mal del todo para ser una LCD... FullHD, TDT-HD y reproducción de video HD a través de USB)
 


 

El equipo principal (videoproyección + audio 5.2)

Y llegamos a la "madre del cordero", la que me ha tenido al borde del "divorcio" en múltiples ocasiones (bueno, exagerando un poco, que a ella también le gusta y bien que disfruta de las películas) Lo cierto es que con un proyector, el concepto de "cine en casa" empieza a ser una auténtica realidad. Y es que ver una película en una pantalla de más de 2,20 m de base a 3 metros de distancia es toda una experiencia...

Estos son los componentes de mi equipo actual, el cual me tiene, como ya he dicho antes, totalmente satisfecho y con el que espero tirar una temporada haciendo pocos cambios.

PROYECTOR
JVC DLA X7000


Tecnología D-ILA (LCoS)
E-shift: 4K (3840 x 2160)
Nativa: 1920 x 1080p
Brillo: 1800 ANSI lumen
Contr. Nativo 120.000:1
Contr. Dinámico 1.200.000:1
4K, HDCP 2.2, HDMI 2.0, 3D
Ruido: 20 dB(normal)
Peso: 15 Kg      

 

Projecta SlimScreen

PANTALLA
Seemax Picturesque
Tension

Eléctrica Tensionada
Formato 16:9
Medidas: 2,21 x 1,25 m
Diagonal de 100"
Tela gris High Contrast
Ganancia=0,8
Carcasa negra

 

ECUALIZADOR
Behringer UC DEQ 2496

Param. de 10 filtros/canal
DAC 24/96
Entradas digit. y balanceadas


AMPLIFICADOR
Denon AVR 4311


11.2 140 W RMS/8 ohm

HDMI 1.4A 4K y 3D

DD True HD, DTS HD
Audyssey MultEQ-XT32
Consumo de 800W

Behringer B2030P

ALTAVOZ CENTRAL
2 x Behringer B2030P Truth

Impedancia Total: 4 ohm
Potencia máx: 100W
Respuesta:75-21.000Hz
Dim:630 x 214 x 211mm
Peso total: 18 Kg

Max SPL: 113 dB a 1m

Woofer: 6,75" polipropil.
Tweeter:
0,75" titanio

NOTAS:
Posición horizontal
1tweeter desconectado
 


REPRODUCTOR SACD
Denon DVD 1920

Uso exclusivo como repro- ductor de SACD

REPRODUCTOR UHD
Panasonic DMP-UB700


UHD, BD, DVD
DD True HD y DTS MA
Escalador 4K desde SD y HD
WiFi, DLNA, USB, etc

Behringer B2031P

Behringer B2031P

 

 

 

ALTAVOCES FRONTALES/TRASEROS
4x Behringer B2031P Truth

Impedancia: 4 ohm
Pot. máx: 150 W RMS
Respuesta:55-21.000Hz
Dim:250 x 400 x 290mm
Peso: 15 Kg

Max SPL: 116 dB a 1m

Woofer: 8,75" polipropil.
Tweeter: 1" titanio
 



 



REPRODUCTOR HD DVD
Toshiba HD-EP30

HD DVD, CD, DVD
Escalador a 1080p desde SD




REPRODUCTOR CD
Meridian 507

CD Audio, CD-R, CD-RW
Salida digital ópt/coax
Contrucción muy robusta
Peso: 7 Kg

 


 


ETAPA DE POTENCIA
Cayin D1205.1A


Construcción:
Totalmente penta-monofónica

Peso: 30 Kg

Potencia: 5x100W sobre 8 ohm
              5x170W sobre 4 ohm
              2x280W + 1x100W

THD: <0.005 a 100W, 8 ohm
        <0,007 a 170W, 4 ohm

Slew Rate: 60V/micro seg

Damp Fact:>500 20Hz/8 ohm

Consumo: 1.000W

 

 

 

 

 

 


 

 

SUBWOOFER
2 x BK Monolith DF


Tipo: Activo
Diseño: Bass Reflex
Driver: 12" (300 mm)
Resp: 20Hz a -3dB
Respuesta en sala: 15Hz
Pot: 300W RMS (600W pico)
Peso: 47 Kg

2 unidades en configuración delantera-trasera

     
     

 

 



Capturas del JVC DLA X7000 (Fotogramas de BD escalados a 4K con el Panasonic DMP-BDT700)

 

 

 

 

 

   

Parte de mi configuración de audio/video actual y sala de cine en casa



Fotografías de la evolución del equipo HC (2002-actualidad)

 

Las maravillas de la ecualización paramétrica

Gracias al ecualizador paramétrico (Ultracurve) he conseguido "domar" todos los problemas que tenía de resonancias indeseadas de graves. He aquí una de las ecualizaciones que he conseguido. Las 2 primeras gráficas corresponden a los canales derecho e izquierdo frontales sin ecualizar y las 2 últimas a los mismos canales ecualizados. La diferencia es obvia en la gráfica y en la escucha de música.

Cuando tenga un rato subiré las gráficas que he conseguido integrando el sub y haciendo que el sistema responda de 20 a 20.000 Hz con una diferencia máxima de +-3 dB en toda la gama de frecuencias. El Ultracurve es, sin duda, la mejor inversión que he hecho en todo el equipo


Próximos proyectos: 2017-2018. "Mirando al futuro"

Estoy totalmente satisfecho tanto con la amplificación como con las cajas (sobre todo después de la adquisición de las increíbles B2031P). Creo que he conseguido el mejor sonido por el menor precio posible. Cualquier mejora en este sentido implicaría un desembolso económico que no estoy dispuesto a asumir y además, el límite a la calidad final del equipo lo pondría mi sala.

Ahora mismo puedo decir que he conseguido "cerrar el círculo".

En el apartado audio, desde la adquisición del Denon AVR 4311 disfruto de decodificación de Audios HD y con la etapa de potencia y los subwoofers puedo mantener presiones de audio realmente "indecentes", con puntas que sobrepasan ampliamente los 115 dB. Además, en estéreo, con la integración del sistema multisub a las cajas principales disfruto de una calidad de sonido en conceptos clave como tímbrica, dinámica y control e impacto del grave difícilmente mejorables en mi sala. Los nuevos formatos de audio (Atmos, DTS X, etc) no me llaman la atención y además serían de difícil implementación en mi sala.

En cuanto a video, disfruto de FullHD desde 2008 tanto en formato BD como por medio de HTPC y también estoy disfrutando desde finales de 2016 de 4K tanto con la reciente adquisición del UHD Panasonic UB700 como con el JVC DLA X7000, que aunque no es 4K nativo, acepta todos los estándares 4K sin problemas (HDR/BT2020/DCI) y mantiene unos niveles de calidad por encima de lo que aporta FullHD (aunque con mayores quebraderos de cabeza). El proyector JVC DLA X7000 tiene que cubrir un período de tiempo suficiente hasta que las 4K nativas sean una realidad tangible a precio razonable, tanto a nivel de hardware como a nivel de títulos disponibles.

En el segundo equipo, el del salón, la compra de la Panasonic G20 en 2010 debería hacer que estuviera suficientemente actualizado durante varios años, al menos hasta el 2018, ya que las funciones para las que se compró deberían quedar cubiertas durante mucho, mucho tiempo (al menos hasta que la tecnología OLED se abarate)

En los próximos meses seguiré invirtiendo (tiempo más que nada) en la acústica de la sala (reubicando paneles absorbentes, realizando algún resonador Helmholtz y retocando la curva de respuesta en frecuencia con la ayuda del Ultracurve y del estupendo Software Room EQ Wizard). Igualmente voy adentrandome en el control de la respuesta impulsiva de mis cajas y tratar las primeras reflexiones en paredes, suelo y sobre todo techo

Algunos manuales muy básicos

Si quieres saber algo más sobre Dolby Digital, disposición de altavoces, características de la sala de audición, etc, te recomiendo que te descargues estos pequeños manuales. Aprenderás cosas que pueden resultarte útiles si te decides a comprar un equipo de estas características, o simplemente, si quieres aprender más acerca de este mundo. Son todos muy sencillos excepto Manual de Sonido, algo más técnico.

Cajas acústicas (11 Kb)
Audio Multicanal (11 Kb)
Amplificadores (10 Kb)
Elegir Cajas Acústicas (14 Kb)
Elegir Receptor (10 Kb)
Situación de Altavoces (45 Kb)
Manual de Sonido (1Mb)

Son archivos PDF por lo que tendrás que tener Adobe Acrobat Reader para poder visualizarlos 

(c) 2001, 2017. Página realizada por alguien en algún lugar